Tres años creyendo en España

Tres años creyendo en España

Para los que pertenecemos a la gran familia del Partido Popular, el 21 de julio de 2018 quedará durante muchos años grabado en la memoria. Fue el día del relevo generacional y de liderazgo en el Partido Popular.

Después de 14 años en la presidencia del partido Mariano Rajoy dejaba la política activa tras una moción de censura totalmente injustificada y daba paso a una nueva generación que había ganado las primarias liderada por Pablo Casado y que ya está haciendo historia.

Aquel momento marcó un punto de inflexión en la política nacional y durante estos años la tarea no ha sido fácil.

En primer lugar, internamente el Presidente del partido ha tenido que seguir manteniendo unida la organización, teniendo la valentía de querer unir y sumar a todas aquellas personas que a centro y derecha es del PP creen en España y en la libertad, además de demostrar una vez más que se sabe gestionar.

Y ahí están los ejemplos de política y gestión de esta nueva generación del PP; en Madrid con Isabel Díaz Ayuso, procurando la unión del centroderecha y las políticas de buen gobierno y bajada de impuestos, en Andalucía con Juanma Moreno, rompiendo por primera vez la hegemonía socialista en 40 años, además de otras comunidades como Galicia con Feijoo, Murcia con López Miras, Castilla y León con Fernández-Mañueco o Ceuta con Juan Jesús Vivas, que han sufrido las nefastas relaciones diplomáticas entre el gobierno de España y Marruecos, además del problema de la inmigración ilegal.

En segundo lugar, el contexto político no ha sido especialmente favorable; el factor de los populismos, la polaridad política en España, teniendo enfrente a un gobierno socialcomunista y sumando a los lados la connivencia con VOX y C’S ha hecho tejer al líder del Partido Popular una oposición de confrontación y de liderazgo en el centroderecha nada sencilla.

Señalado por unos como la ultraderecha y por otros como la derechita cobarde, el Presidente del Partido ha demostrado estar en su sitio.

Pablo Casado es actualmente la única alternativa real y creíble a un gobierno de Pedro Sánchez, que pese a querer hacer lavados de imagen y vender que está más preocupado en la economía y en los fondos de la UE para la reactivación economía de España, sabe que el tiempo se le acaba y que cada vez está más cerca el día en que el líder del PP tenga la oportunidad de demostrar en las urnas que su proyecto es renovador, que gana y que es ganador.

✍🏻ÁLEX CORTÉS